José María González, Kichi: "Tenemos que organizar un nuevo Podemos"

El alcalde de Cádiz habla de la candidatura a Vistalegre II en la que participa, 'Podemos en Movimiento'
España

José María González Santos, también conocido como Kichi, es el actual alcalde de Cádiz. Uno de los pocos Ayuntamientos que logró 'conquistar' la formación morada en las pasadas elecciones municipales. Ahora, una de las figuras referentes del Podemos andalúz, forma parte de la candidatura a la Asamblea interna Vistalegre II, Podemos en Movimiento. Una candidatura invisibilizada ante los medios. 

Los carnavales de Cádiz están teniendo una alta crítica contra Susana Díaz, ¿qué ambiente se respira a este respecto en la provincia?

Los carnavales siempre han sido reivindicativos, es un componente importante en los Carnavales. De hecho mucha gente dice que los carnavales es un periodismo cantado con mucho arte y que ponen de manifiesto año tras año todos los elementos que son parte de la vida cotidiana de los andaluces, españoles y del mundo si me apuras.

En concreto de este año hay una temática muy habitual que es el tema de Susana Díaz y de cómo el PSOE le ha dado el Gobierno al PP... Creo que eso es parte de la indignación de la opinión pública general. El carnaval no hace más que transmitir un sentir que está en la calle y presente. Si me apuras no sólo en Cádiz sino aquí también en Madrid el enfado con el PSOE será el mismo y lo podrás ver en las cafeterías, en las colas del supermercado y en el trabajo... Ese tratamiento impugnatorio a la figura de la Junta de Andalucía que lleva 37 años gobernando y sigue sin solucionar los problemas... entenderemos que tiene que formar parte de la agenda de los poetas.

Este descontento se reflejó en la visita de la presidenta autonómica al Ayuntamiento de Cádiz el 1 de enero con unos altercados a la puerta del Consistorio, ¿a qué se deben concretamente estos altercados?

Responden a una forma de quejarse de los ciudadanos sobre la situación en la que se encuentra. Yo también me tengo que encontrar en los Plenos del Ayuntamiento de Cádiz con colectivos que vienen a reivindicarse. De una o de otra forma, pero forma parte del trabajo político.

En el Ayuntamiento estáis elaborando ahora mismo un nuevo bono social eléctrico, ¿en qué se diferencia del nacional?

Es diferente desde todos los puntos de vista. El bono social que se ha aprobado sigue sin solucionar al final problema. Nosotros ponemos como criterio el número de personas en el hogar y la renta; en base a eso ponemos a disposición de esa familia la cantidad de energía mínima con la que se pueda asegurar una vida digna. Además introduce elementos de corresponsabilidad porque lo que se consuma que sobrepase este mínimo lo tiene que pagar la familia.

Por otro lado, el proceso de elaboración ha sido colaborativo con la Mesa Energética en la que se encuentra el Ayuntamiento y un gran número de asociaciones de vecinos, organización de derechos humanos, secciones territoriales, etc. Además en el documento existen grandes diferencias.

Esta forma de trabajar es la que defendéis desde la candidatura Podemos en Movimiento, la de la municipalización...

Sí, este es un ejemplo de cómo unos vecinos y vecinas se ponen de acuerdo y se ponen a trabajar en un objetivo claro. En este caso, un bono social eléctrico para que nadie que lo necesite esté sin luz en la ciudad de Cádiz. En la misma línea estamos trabajando también en un bono de servicio mínimo hídrico.

Yo creo que en la medida en la que seamos capaces de poner en marcha el proceso participativo en la ciudad, estaremos trabajando en ese nuevo municipalismo que queremos construir y en el que estamos muchos de nosotros ahora mismo inversos.

Alcalde de Cádiz en acto en Leganés Podemos en Movimiento Foto: Aroadiazg

En esta línea, la candidatura defiende una atomización de Podemos en la que cada ciudad o provincia decide lo que necesita su territorio

No exactamente, yo no hablaría de atomización. Se propone un modelo de descentralización, que no es lo mismo. Venimos de una forma de organización vertical elegida en Vistalegre I, y nosotros ya defendimos en su momento, y volvemos a defenderlo en Vistalegre II, un modelo descentralizado en el que no solo estamos hablando de personalidad jurídica, CIF y censos, que también.

Lo que hablamos es de un Podemos en el que las decisiones importantes se tomen en las ciudades y territorios que es donde se conocen los problemas de cada lugar. Venimos de un Podemos en el que las soluciones importantes se han tomado desde la calle Princesa de Madrid y nosotros abogamos por un Podemos en el que sean las propias personas, la gente que construye los círculos regionales día a día las que tomen las decisiones que les afectan.

El sistema político está creado en torno a un modelo de organización de partidos, ¿esta circunstancia no os obligará a adaptaros a él y dejar vuestro modelo?

No, no creo que las circunstancias nos influyan a nosotros. Nuestro modelo en la relación con los medios de comunicación creemos en una portavocía coral. Esto permitiría mantener a salvo a los portavoces porque hemos visto como se ha linchado mediáticamente hasta la extenuación a diferentes representantes de Podemos. Y estaremos haciendo una nueva forma de política en la que no existe una portavocía principal y demuestra que lo estamos construyendo de forma colectiva.

¿Crees que realmente se ha hecho esa transformación en la forma de hacer política?

Estamos en ello y es muy sano que debatamos. Independientemente de que las ideas que defendemos no fueran las que ganaron, hay que respetar lo que sale en la Asamblea. Nosotros venimos a esta nueva Asamblea con muchas ganas de debatir política. Pensar y repensar qué tipo de políticas vamos a hacer y qué tipo de Podemos necesitamos para conseguir esa transformación de la realidad que es el objetivo que nos mueve.

Habéis denunciado en varias ocasiones que este debate se haya trasladado a las redes sociales y personalizado demasiado, ¿crees que eso hace daño a la organización?

De alguna manera perjudica la calidad y la profundidad del debate. Es importante poner de manifiesto los temas que sí son importantes: renta básica, auditoría, impago de la deuda no legítima, procesos de despatriarcalización, procesos de descentralización.... Tenemos que organizar desde el punto de vista político y también organizativo un nuevo partido. Un Podemos que se adapte a la situación real en la que estamos.  

¿Es tanta la división interna como se percibe desde fuera?

Yo creo que no. Desde los medios de comunicación hay una estrategia interesada. No interesa hablar de las ideas, interesa hablar de 'ya se están peleando otra vez Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, al final son igual que todo el mundo'. Es curioso, el relato que determinados medios de comunicación intentan construir es que Podemos realmente no es de verdad, es que es una formación política como otra cualquiera. Nos intentan atacar diciendo que no somos diferentes sino que somos igual de malos que ellos.

Hay que ser responsables. No está bien que una formación política como Podemos debate de una forma como esta. Somos compañeros que estamos debatiendo ideas de diferentes prismas. Nosotros no nos peleamos por sillones ni por escenas de poder. Quiero pensar que no. Somos compañeros debatiendo sobre ideas, y si no lo somos, deberíamos serlo. Ese es el Podemos que la gente cree y que debe tener este país.

Después de estas descalificaciones, ¿hay algún escenario en el que después de Vistalegre II haya un Podemos amable, como pedía Luis Montes en el acto?

Debería haberlo. Yo creo que la generosidad es un elemento importantísimo de la gente que está haciendo política, y sobre todo en Podemos. La generosidad de admitir al que piensa diferente me parece que es un ingrediente fundamental de la formación política de la gente que está inserta en este proceso.

Las ideas que proponéis es la base de Podemos del inicio, ¿por qué creéis que vosotros aún así tenéis menos peso en los debate internos?

Porque la dirección tiene otras ideas. Fue lo que salió de Vistalegre I. Había que construir una maquina de guerra, un Podemos electoral que ganase las elecciones y nosotros les vendíamos que fuera un Podemos de abajo arriba y con los círculos empoderados. Existe una tercera candidatura que es Podemos en Movimiento. El grupo Anticapitalistas, que es uno de los que avalan esta candidatura no hemos cambiado ni un milímetro y yo creo que es la forma más sincera de hacer política. Mientras otros meten ruido nosotros queremos que se hable de política.

Está claro que siempre habéis defendido que sea un debate político, sólo de ideas, pero no lo está siendo, ¿cuándo se ha desvirtuado eso?

No lo sé. No sé cuándo. Pero lo que está claro es que eso es lo que le llega a mucha gente. Al final esto es una lucha de poder entre Pablo Iglesias e Íñigo Errejon, hasta tal punto que se invisibiliza una tercera candidatura como es Podemos en Movimiento, que se va a hacer un acto plebiscitario en el que se vota a uno o a otro. Y no es así.

¿Qué está pasando? Creo que se está intentando generar ese modelo de discusión en el que hay dos varones cada uno con su familia y una serie de intrigas palaciegas en las que se está viendo quién se queda con el sillón.

Carolina Bescansa se apartó de la primera línea de Podemos al no querer apoyar ninguna de las dos candidaturas, ¿ha sido una oportunidad perdida por vuestra parte para conseguir un apoyo de la cúpula y poder visibilizaros más?

No lo sé. No he podido hablar con Carolina pero en cualquier caso me parece muy bien lo que ha hecho. Ha querido racionalizar el asunto y ya que no ha podido ha hecho un toque de atención, una llamada a la responsabilidad.  

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.
España

(C) El Diario Fénix 2011        Contacto:  redaccion@eldiariofenix.com